Armarios

Compra aquí una selección de los mejores armarios para marihuana. Envíos rápidos y discretos.

 

Los mejores armarios para marihuana

Si te gustaría comenzar a cultivar cannabis, pero solo tienes un espacio limitado para hacerlo, ¡entonces deberías considerar el crecimiento en un armario!

Probado y certificado por los cultivadores de todo el mundo, hacer crecer la plantación en un armario es una forma efectiva de obtener hierba en su vida de otra manera, y siempre que tenga en mente algunos consejos específicos, puede ser la forma más fácil de cultivar cannabis en interiores.

Entonces, en primer lugar, ¿qué queremos decir cuando decimos "crecer dentro de un armario"?

Bueno, sencillamente, se trata de un espacio pequeño en un armario especialmente diseñado y equipado con los accesorios necesarios para cultivar cannabis.

Hay que tener en cuenta que los armarios, a pesar de sus ventajas, no son el entorno ideal para que una planta prospere. Por lo tanto, el proceso inicial de establecer un crecimiento de armario implica algunos factores importantes. Tienes que pensar en cosas como la ventilación, el olfato, la luz, la temperatura y la humedad.

Sin embargo, si el armario es su única opción, los resultados finales podrían valer la pena.

¿Qué necesita tu armario para cultivo de marihuana?

Aquí está la lista de equipos esenciales para comenzar con la configuración de cultivo de cannabis de su armario:

  • Armario, vitrina o espacio vacío similar.
  • Foco creciente de luz, además de perchas y otros accesorios para la sujeción.
  • Varios temporizadores para controlar tus luces y la ventilación.
  • Depósito (es para almacenar los residuos que generan las plantas).
  • Una bandeja para que los maceteros se asienten, y poder así minimizar las fugas.
  • Un kit de fertilizantes que aporte nutrientes a las plantas.
  • Agua.
  • Flujo de aire efectivo. Muy importante.
  • Un filtro de carbón o un medio alternativo para eliminar el olor.
  • Algunos brotes o semillas de cannabis.
  • Un termohigometro para comprobar las temperaturas y la humedad.

Esa es la lista esencial, pero es posible que también desees considerar los siguientes elementos, ya que le facilitarán la vida y probablemente te ayudarán a lograr mejores resultados:

  • Un medidor de pH o un kit de prueba de reactivos para determinar el pH de su suministro de agua.
  • Pintura blanca o plástico fuerte resistente al calor para cubrir la pared interior de su armario y aumentar la reflectividad.
  • Tutores o una red para ayudar a entrenar y espaciar sus ramas.
  • ¿Y después? Vamos a guiarte a través de los pasos básicos:
  • Limpiar y acondicionar el espacio del armario a fondo, asegurándote de eliminar el polvo, la suciedad y cualquier rastro de moho.
  • Pinta las paredes interiores con pintura blanca o cúbrelas con plástico blanco fuerte.
  • Cuelga el sistema de iluminación.
  • Pon tus maceteros en su lugar.
  • Ajusta y prueba tus ventiladores y el filtro de carbón.

¡Y tus plantas comenzarán a crecer!